Este sitio web utiliza cookies, además de servir para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios y mejorar su experiencia de como usuario. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de cookies pulsando aquí.
Entendido
Iniciar búsqueda
Cerrar
CASINOS

Apoteósico éxito en el Auditorio de la Música de Casinos con el Concierto Brass Band y Big Band del conservatorio profesional de Música de Lliria

El concierto se integra dentro de la programación estable que organizan el Ajuntament de Casinos y la U.M.C.
JOSÉ SALVADOR MURGUI - 12/11/2018

El Palacio de la cultura musical de Casinos, abrió el sábado día diez de noviembre sus puertas para poner una nota juvenil y entusiasta en las frías tardes de otoño. Noviembre es un mes musical al celebrar la fiesta de santa Cecilia patrona de los músicos.

Desde el Conservatorio Profesional de Música de Lliria, vinieron estos jóvenes músicos para ofrecer ese arte especial que corre por sus venas y que llena de música nuestras vidas. En ese Conservatorio, abierto desde hace más de veinticinco años a la Comarca del Camp del Turia y comarcas vecinas se imparten los estudios completos correspondientes a las enseñanzas profesionales de música y cuenta con las asignaturas optativas propias de "Periodismo y crítica musical" e "Iniciación al Jazz".

Casinos recibió con entusiasmo el concierto de Brass Band y Big Band del conservatorio de Lliria, que fue interpretado por las agrupaciones reducidas formadas por alumnos y profesores. La Brass Band la componen instrumentos de viento, metal y percusión, cuenta con una trayectoria superior a los siete años y después de realizar numerosos conciertos, hay que reseñar su actuación en el Palau de la Música de Valencia.

Son más de diez años de vida los que tiene la Big Band, y si inspiración nace de las orquestas de swing americanas nacidas en los años treinta del pasado siglo y que su máximo esplendor lo consiguieron en los años sesenta, fenómeno este que favoreció el desarrollo del jazz, hasta el punto de popularizarlo inmortalmente hasta nuestros días y convertirlo en agradable música de baile.

El programa del concierto en la primera parte actuó la Brass Band con las siguientes obras:

La caracolá de P. Sparke; Carros de Fuego de Vangelis (arreglos M. Santos); La vida es bella de N. Piovani (arreglos M. Santos); La Fiestas de C. Cora (arr. R. Di Marino); Sway de P. Beltrán/N. Gimbel (arr. A. Ravizza); What a Wonderfull World de L: Amstrong (arr. D. Llosá); Mancino for Brass Choir de H. Mancini (arr. L. Meyer), magistralmente dirigida por José Vicente Escrich Martínez, director sustituto quien tuvo palabras muy agradables para el director titular de la Brass Band, que no pudo dirigirla por estar accidentalmente de baja, pero le dedicaron una de las piezas musicales que fue largamente ovacionada por el público.

La segunda parte fue coronada por la actuación de la Big Band que interpretó In the mood de Joe Garland; Basin Street Blues de Spencer Williams; C Jam Blues , arreglos de Dave Wolpe; Hello, Dolly de Jerry Merman; Hot Java Jump de Larry Neeck; Little Brown jug de Bill Finegan; Backrow politics de Gordon Goodwin; Against all oddss de Phil Collins, One more once, arreglos de Matt Amy; Oye como va, de Tito Puente; Everybody needs somebody to love de Berns/ Burkle/ Wexler.

Todo el concierto puede calificarse de una brillante actuación y esta segunda parte contó con momentos tan divertidos como exquisitos, pudimos disfrutar con las pautas marcadas por José Vicente Murgui Marqués y sus saxos, dando entradas y salidas a los músicos, así como los paseíllos instrumentales por el escenario entre este virtuoso del saxo y otro virtuoso del trombón de varas Rafa Martínez, ambos hijos y vecinos de Casinos.

No faltaron ni los aplausos ni los bravos a una actuación que "in crescendo" animaba al público a disfrutar con esa eterna música que llenó de notas juveniles el Auditorio de la Música de Casinos dentro de la programación estable que organizan el Ajuntament de Casinos y la U.M.C.

Aparte de estos dos músicos de la Villa de Casinos, que junto a los otros componentes de estas agrupaciones del Conservatorio de Lliria, nos obsequiaron con tan magno concierto, quiero dejar constancia que entre las filas de Brass Band y la Big Band, están Eloy Pérez, Lucia Bonet, Pere Andreu, Mario Rodriguez, Kilian Garrido, Alicia Murgui, María Murgui , José Vicente Murgui y Rafa García, todos ellos músicos de Casinos, sin olvidar a José Ignacio de Marines, que también lleva sangre Casinense.

Vitalidad, juventud, simpatía, ganas de hacerlo bien ante un abnegado público que puesto en pie aplaudió y felicitó a todos los entusiastas músicos que una vez más demostraron la cordialidad entre los pueblos de la comarca, el buen hacer del Conservatorio de Lliria, y la realidad de saber aprovechar el tiempo e invertirlo en horas de provecho como es exportar al mundo esa buena profesionalidad a la hora de ejecutar las partituras. Unidos por la música.

Categorías de la noticia

Otras noticias en C. Túria

El consistori autoritza les obres de quatre naus l'import de les quals supera els 4 milions d'euros

Otras noticias en sucesos

El arquitecto municipal, Rubén Bellido, hizo valer su condición de funcionario del ayuntamiento desde 2007 para conseguir que obras promovidas por el consistorio fueran adjudicados al otro acusado
Según la Guardia Civil, el contenedor había estado bajo "vigilancia discreta" después de haber sido despachado en la aduana valenciana y por el momento no se ha producido ninguna detención relacionada con el alijo
Comparte la noticia
Eventos y digitales valencianos, S.L. Todos los derechos reservados
-


Otros productos de Eventos y digitales valencianos, S.L.