DANA
El MITECO destina más de 4,8 millones de euros para reparaciones urgentes en playas y costas de la Comunidad Valenciana por efecto de la DANA
A Alicante se destinarán 2.330.000 euros, en Valencia 1.700.000 euros y en Castellón 860.000 euros
REDACCIÓN - 07/10/2019
Las consecuencias de la DANA. EFE
Las consecuencias de la DANA. EFE

En la provincia de Castellón, los daños de la DANA de septiembre sobre el Dominio Público Marítimo Terrestre se concentraron en los municipios costeros del sur.

En Almenara es necesario reparar los daños en el paseo marítimo de Casablanca, reponer diversas estructuras de madera de acceso a la playa y daños en la solera del propio paseo, restablecer material de playa removido por el temporal y que no se recupera de forma espontánea y reparar el descalce de una parte del dique de escollera de protección existente.

En La Llosa, Chilches, Moncofa, Nules y Burriana, las obras consistirán en recrecer la altura de la berma o del cordón litoral mediante la aportación de arena hasta dejar una cota de coronaciónmínima de 3 metros sobre el nivel del mar y su fijación con plantación dunar. Por otro lado, en Almassora, las actuaciones se centrarán en el material perdido en la playa que es preciso reponer.

Finalmente, en cuanto a los municipios del norte de la provincia, se actúa de forma similar, pero teniendo en cuenta que en la mayoría de este tramo, la fracción de arena fina es dominante.El coste total de la actuación se estima en 860.000 euros con un plazo inicial de ejecución de unos 5 meses.

Las playas ubicadas en la provincia de Valencia, por su parte, han sufrido daños originados por la acción del oleaje que son difícilmente recuperables de manera natural. Las afecciones, por tanto, consisten en una pérdida importante de arena en la playa seca.

En Sagunt, el principal daño en el DPMT es el retroceso de la línea de orilla y la pérdida de gravas en el cordón de separación con el marjal dels Moros, lo que supone una amenaza a la integridad de este Lugar de Interés Comunitario (LIC) frente a la intrusión marina.

En la ciudad de Valencia, se ha registrado una pérdida acusada de arena en las playas situadas al sur, especialmente en la playa de la Garrofera. La pérdida de arena ha hecho aflorar restos del antiguo paseo marítimo provocando la aparición de hierros oxidados principalmente en las playas del Saler y la Garrofera. Algo similar ha ocurrido en Sueca,donde el oleaje ha incidido sobre el muro del paseo marítimo y se ha producido una pérdida de arena que ha hecho aflorar restos de antiguas construcciones.

Las playas de la zona norte de Cullera, junto a la desembocadura del río Jucar, y la del Brosquil de Cullera han experimentado pérdida de arena y también necesitarán actuaciones de limpieza. En el Brosquilde Cullera, además, han aflorado restos de antiguas construcciones. De igual modo, el temporal ha provocado una importante pérdida de volumen de arena en las playas de la Goleta de Tavernes, en el municipio de Piles.

Por otro lado, las playas de Daimuz, Miramar, Bellrreguard, Guardamar de la Safor, Piles y Oliva requerirán actuaciones de retirada de material procedente de los ríosSerpis y Molinell. En total, la inversión prevista para esta provincia es de 1.700.000 euros con un plazo inicial estimado de 4 meses.

Por su parte, en la provincia de Alicante se han producido pérdidas de arena en las playas y acumulación de cañas, de escombros y de suciedad en los términos municipales de Denia, Calpe, Altea, Alicante, Torrevieja, Orihuela y Pilar de la Horadada. También se han registrado, entre otros impactos, daños en cordones dunares, descalces de escolleras en las playas del sur de la provinciay roturas de paseos marítimos y accesos.

Los temporales han ocasionado igualmente daños en los paseos marítimos de CapNegret (Altea), el de la playa de la Fosa en Calpe, el de La Mata (Torrevieja), los de Capitán y Cabo Roig en Orihuela, y el del Mojón en Pilar de la Horadada. También se han observado daños en los accesos a las playas y en los vallados dunares de Guardamardel Segura.

La dotación presupuestaria prevista para subsanar estos desperfectos es de unos 2.330.000 euros. El plazo inicial estimado de las obras es de 4 meses.