TORRENT
La Policía Nacional detiene a un hombre en Torrent por malos tratos al que se le intervino un arma, munición y drogas
Cuando los agentes acudieron al domicilio del sospechoso para detenerlo, se negó a salir y amenazó con llevarse por delante a quien hiciese falta
REDACCIÓN - 11/08/2020
Imagen de archivo de la Policía Nacional. EPDA
Imagen de archivo de la Policía Nacional. EPDA
Agentes de la Policía Nacional han detenido en Torrent a un hombre, de 27 años, de origen español, como presunto autor de los delitos de malos tratos en el ámbito familiar, contra la salud pública y tenencia ilícita de armas. Tras ser detenido por un presunto delito de malos tratos, cuando salía de su casa intentando despistar a los agentes, se realizó un registro en el domicilio donde fue localizada un arma de fuego en uno de los cajones del congelador, 48 cartuchos de diferentes calibres, 90 gramos de al parecer cocaína, 122 gramos de al parecer heroína, 35 gramos de cogollos de marihuana, 641 gramos de al parecer precursor y una báscula.
La detención se produjo el sábado sobre las tres y media de la tarde, cuando el sospechoso salía de su domicilio, a través de un patio contiguo al suyo, tras varias horas negándose a abandonar su casa y amenazando a los agentes con que se llevaría a alguien por delante.
Al parecer los policías acudieron al domicilio para detener al hombre como  presunto autor de un delito de malos tratos hacia su pareja, ya que la habría amenazado con matarla el día de antes, haciendo ostentación de un arma de fuego y un cartucho, pero al llegar los agentes a la vivienda, éste se negó a salir, por lo que se dispuso una zona de seguridad en las inmediaciones del domicilio.
Tras la detención del sospechoso, los agentes realizaron un registro en el domicilio en el que localizaron un arma de fuego escondida en uno de los cajones del congelador, además de 90 gramos de al parecer cocaína, 122 gramos de al parecer heroína, 35 gramos de cogollos de marihuana y 641 gramos de al parecer precursor en una bolsa de deporte. 
También se intervinieron 48 cartuchos de diferentes calibres y una báscula de precisión, por lo que también se le imputaron los delitos de tenencia ilícita de armas y contra la salud pública.
El detenido, sin antecedentes policiales, ha pasado a disposición judicial.