URBANISMO
Grau defiende la ampliación del Palacio de Congresos de Valencia para mantener el liderazgo de la ciudad en el sector
La ampliación se llevará a cabo “a una velocidad adaptada a las circunstancias”
REDACCIÓN - 06/11/2012

"Valencia no puede perder esta oportunidad" ha subrayado Alfonso Grau al término de la reunión del consejo de administración del Palacio de Congresos, en la que se ha aprobado, entre otras cuestiones, la contratación del proyecto básico de ampliación del edificio, que ha contado con los votos a favor de todos los representantes, salvo la CEV, EU y Compromís.

El Vicealcalde de Valencia ha defendido que "es necesario estar preparados para que esta ciudad, al salir de la crisis, tenga un equipamiento que nos permita estar en vanguardia del sector de congresos, que es donde estamos, y no queremos perder esa oportunidad".

Grau ha destacado que la ampliación se llevará a cabo "a una velocidad adaptada a las circunstancias". Así, con la contratación del documento básico que se ha aprobado hoy, ha indicado que "se seguirá avanzando desde la prudencia absoluta, desde el compromiso de que, en ningún caso el crédito, aunque tenga que ser avalado por el Ayuntamiento, tenga que poner nunca en riesgo la ejecución de ese aval".

La redacción del proyecto básico tardará entre seis y ocho meses y costará en torno a un millón de euros, para lo cual el propio Palacio de Congresos tiene ya prevista la dotación necesaria, que alcanza los 3 millones de euros.

"Cuando esté finalizado ese proyecto me he comprometido como presidente del Consorcio a convocar el consejo de administración para presentar el proyecto, debatirlo, discutirlo, y a la vista de cómo esté la situación económica en ese momento, seguir avanzando. El paso siguiente sería la contratación del proyecto de ejecución y de dirección de obra, su presentación al Ayuntamiento, y las licencias correspondientes" ha señalado.

En cualquier caso, como ha apuntado el Vicealcalde de Valencia, se trata de un proceso que, yendo a la máxima velocidad posible, no estaría terminado hasta el segundo semestre de 2015, en que comenzaría la obra, "y hay tiempo de aquí a allá de ver cómo evolucionan las circunstancias económicas e ir ajustándonos a la situación".

"Adaptaremos la velocidad a las circunstancias –ha reiterado-, porque lo que pretendemos es que, en el momento en que la situación económica empiece a despuntar, la ciudad tenga dotaciones para continuar siendo puntera y liderar el turismo de congresos".

"Esa es nuestra preocupación, y para ello además el Palacio debe financiar esa ampliación con sus propios recursos, lo cual, además de crear puestos de trabajo, redundará en un incremento del patrimonio público, puesto que la ampliación se pagará con el propio trabajo del Palacio de Congresos pero será de titularidad pública, y supone un equipamiento que nos permitirá seguir compitiendo en un mercado tan difícil como es el Turismo de Congresos, en el que Valencia ha conseguido estos años estar muy bien posicionada" ha concluido Alfonso Grau.